30 mayo, 2024
empresa de seguridad egresor
estudio de abogados mattar

Los afiliados dicen que cada vez es más frecuente que los médicos cobren plus.

“Me hacen el descuento para obra social, tengo que pagar por las órdenes y, para colmo, cuando encuentro un médico en una clínica que me recibe la obra social me dicen que debo pagar un adicional. Ante esta situación me atiendo en la Salud Pública”, dijo Lorenzo Pavet, un vecino de Rawson. “Tengo obra social, pero opté por venir al hospital porque no puedo estar pagando un plus de $2.000 o $3.000 cada vez que me ve el médico”, comentó Brenda López, de Rivadavia. Estas frases se pueden escuchar a cada rato en la puerta de las clínicas y sanatorios privados y en los consultorios de la Salud Pública. Es que la gente aseguró que cada vez es más frecuente que los médicos cobren un extra a los pacientes con obra social. Esta realidad, según la ministra de Salud, Alejandra Venerando, llevó a que aumente la cantidad de personas que, a pesar de tener cobertura privada, recurren a los hospitales.

En los pasillos de las clínicas privadas las quejas por el plus son cotidianas. Incluso, muchos pacientes dijeron ayer que se sorprendieron porque hasta la semana pasada no debían pagar nada por la atención con obra social y ahora tuvieron que pagar hasta $3.000 por una consulta en una urgencia. “La próxima vez llevo a mi hijo a la guardia del hospital Marcial Quiroga y no tengo que pagar nada”, dijo Luisa Montesino, una mujer que estaba muy enojada en la puerta de una clínica céntrica.

Esta situación es la que lleva a que muchos recurran a la salud pública. “Actualmente el 25% de las personas que se atienden en hospitales y centros de salud del Estado, tienen obra social”, dijo Venerando y comentó que el aumento es del 150%. Hace un año, según la funcionaria, las personas con obra social representaban el 10% de los pacientes atendidos en la salud pública. “Sobre todo, se ha incrementado la demanda de estudios de alta complejidad y los pedidos en farmacias”, agregó.

Ante esta situación, desde la Asociación de Clínicas y Sanatorios (Aclisa), admitieron que el cobro de montos extras a los pacientes con obra social es cada vez más frecuente. “Los médicos y los afiliados somos esclavos de las obras sociales. A los especialistas nos pagan un promedio de $2.500 la consulta, pero para nosotros como mínimo deberíamos cobrar $5.000”, dijo Mario Mas, tesorero de Aclisa, mientras que algunos profesionales, que pidieron reserva de identidad, dijeron que están cobrando entre $2.000 y $3.000 de adicional, caso contrario no pueden sostener económicamente los consultorios.

“Es una realidad muy dura. Los médicos cobramos las consultas, generalmente, a los 60 días, pero hay obras sociales que pagan hasta 120 días después de realizada la atención. Cuando tenemos ese dinero no alcanza para nada. Hay que pagar alquileres, sueldos y tenemos que vivir”, agregó Mas y dijo que en la salud privada trabajan unas 10.000 personas en San Juan y que en las clínicas, el 85% de los pacientes tiene obra social. Y comentó que este problema lo tienen con las obras sociales, ya sean sindicales o prepagas.

  • Enojo por un pago “exagerado”

Juana Agüero es jubilada y afiliada a la Obra Social Provincia. La mujer comentó que ella está acostumbrada a realizar el pago de montos extras, pero que esta vez se quedó sorprendida por el cantidad que le dijeron que debía pagar. “Me trajo mi hija porque tenía mal la presión y ahora me dicen que tengo que pagar $5.800. Es un cobro exagerado”, dijo la mujer que se mostró preocupada porque cada vez más especialistas le piden dinero por la atención. “Es más fácil ir al hospital, porque uno se demora lo mismo y te atienden sin pagar. Me da bronca porque tengo obra social”, dijo la señora.

  • Un plus por un estudio

“Me parece muy mal que si uno es afiliado a una obra social tenga que estar pagando para realizarse los estudios. A mí me cobraron, además de la orden, $3.000 por un electrocardiograma, un estudio básico. En otras oportunidades me lo hicieron y no tuve que pagar absolutamente nada. A todos nos cuesta el dinero. A mí me descuentan todos los meses y los médicos, según la cara del cliente, cobran un plus. Para colmo uno se entera cuando está por ser atendido que te cobran”, dijo Domingo Miranda, que se mostró muy enojado por lo que tuvo que pagar para hacerse el examen médico.

  • Pocos médicos reciben obras sociales

“Además de las órdenes de consulta, tengo que pagar $2.000 para que el médico me atienda”, dijo Silvia Martín. La mujer comentó que ella estaba al tanto que los médicos estaban cobrando por las consultas y algunos estudios, pero contó que nunca imaginó que los montos eran tan elevados. “Es injusta esta realidad, porque se supone que si uno paga una obra social es para tener beneficios. Además de que cuesta mucho conseguir médicos que reciban las obras sociales, el cobro de este adicional hace que uno piense dos veces si ir o no a una consulta”, agregó.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Facebook
Facebook
Twitter
Instagram